2ª División B

Mecanismos por depurar

CORUXO FC: Alberto, Antón, Crespo, Lucas, Manu, Barril (Yebra 73), Vila, Mateo, Alex Ares (Añón 58), Youssef, Silva (Sylla 58).

INTER MADRID: Felipe, Dani, Llerena, Arkine (Aythamy 82), Rufino, Rubén Ramos, David, Antonio, Alvar (Arthur 62), Jesús, Simón (Aitor 74).

ÁRBITROS: Francisco García Riesgo. Asistentes: Daniel Isusi Iglesias, Diego Valdés Díaz.

GOLES: 0-1 Rubén Ramos min.42, 0-2 Antonio min.71

El Coruxo pierde un partido donde salió muy perjudicado por las decisiones arbitrales. Y la jugada te dejó bien patente el mal arbitraje, en el minuto cincuenta y uno con un claro penalti en el área del conjunto madrileño y el árbitro a dos metros de la jugada y amplia visión de la misma no señaló la pena máxima.

Aparte de otras decisiones que perjudicaron gravemente al Coruxo, como la acción del primer gol del conjunto madrileño. Una vez dicho esto, hay que reconocer que al Coruxo aún le queda mucho trabajo por delante, contundencia defensiva y memorizar los mecanismos del propio juego que desarrolla.

Primeros diez minutos de dominio alterno y sin pisar las áreas, aunque el Coruxo ligeramente dominador y poco a poco iba llegando con soltura al área visitante. El Inter de Madrid cerrado en su propio campo buscando los contraataques directos. Insistente dominio vigués pero sin generar peligro en el área visitante.

Rebasado el minuto veinte con los mismos síntomas, y el conjunto madrileño de vez en cuando intentaba sorprender al Coruxo a la contra. Minuto veintitrés y la mejor ocasión de gol con Youssef que asistía a Silva, pero el delantero local no llegaba a engatillar en condiciones.

Dos minutos más tarde el Coruxo volvía tener otra clara ocasión de gol. El Inter daba un paso al frente y el partido más abierto, pero el Coruxo seguía llevando la iniciativa.

Y así se llegaría al minuto treinta con un partido vistoso por ambas partes, ya en los últimos cinco minutos con el juego que iba muy concentrado por la medular. Minuto cuarenta y dos y una falta a favor del Coruxo que el árbitro no señaló, el balón dividido lo recogía un jugador del Inter y en la disputa del balón el árbitro señalaba falta a favor del conjunto madrileño, inexistente, pero de ahí llegaría el 0-1 que Rubén Ramos de cabeza fundía a las mallas.

En el segundo tiempo el Coruxo salía volcado en ataque y se veía llegar el gol del conjunto vigués a pesar de la férrea defensa madrileña. Minuto cincuenta y uno con un claro penalti en el área del conjunto madrileño al interceptar defensa el balón con el brazo totalmente extendido, el árbitro a dos metros de la jugada, y el juez de línea con perfecta visibilidad pero ni uno ni otro señalaron la pena máxima.

Los quince últimos minutos y el Inter haciendo un partido inteligente, y el Coruxo en la inercia del ímpetu por levantar el resultado se iba adentrando en una espiral de muchas imprecisiones en los pases. El Coruxo ponía cerco sobre la portería madrileña y el Inter apertrechado en defensa no concedía ni un respiro. Minuto sesenta y cinco y seguía insistiendo el equipo de Michel Alonso, y ya era una lucha de intereses donde podía pasar de todo.

Minuto setenta y siete y balón que el Coruxo perdía en ataque y facilitando la contra del Inter de Madrid, que por mediación de Antonio anotaba el 0-2. El conjunto madrileño insistió en los siguientes minutos buscando poner la puntilla.

El Coruxo lo intentó hasta el final pero estaba quedando muy claro que no era su mejor tarde. El arbitraje perjudicó los intereses del conjunto vigués, pero hay que hacer autocrítica y un ejercicio de reflexión, y reconocer que el Inter de Madrid estuvo impecable en defensa, y resolutivo en ataque, el resto, todo es fútbol reconocer que es difícil arbitrar un partido.

Galería 12 Fotos
Sala de prensa

Escudo

Antón

Sylla

Yebra

Mateo

Alex Ares


Patrocinios